Ante la igualdad, siempre Rusia




En el ámbito masculino, se disputaron ayer en el último día de los juegos las dos finales, la olímpica, entre Brasil y Rusia, y la de consolación entre Italia y Bulgaria. La final de consolación fue dominada por Italia, que doblegó por 3-1 a Bulgaria en un partido en el que destacó por el conjunto transalpino “Lasko” y por el conjunto Búlgaro destacó su opuesto “Sokolov”.

El primer set fue claro y contundente para Italia que se impuso en el marcador por 25-19, el segundo set fue el impás del partido donde Bulgaria parecía que intentaba salir a flote mediante los ataques de Sokolov, ganado este parcial por 25-23, pero el potencial de la azzura y de Lasko sentenciaron la medalla de bronce en las dos siguientes magas con un 25-22 y un 25-20 que demostró porque había eliminado en cuartos a la potente EEUU.

En la gran final, pudimos observar como el triunfo de la selección Rusa se debió al coraje, valentía y pundonor que demostró la selección liderada por Muserskhy.

Los dos primeros sets fueron para Brasil. La canarinha imponía su versatilidad y polivalencia en el terreno de juego, hecho que propició que Giba, mejor jugador del mundo, no disputase en esos dos set ningún punto. Los dos primeros set demuestran el potencial de Brasil, 19-25 y 20-25.

 

Pero en el tercer set quedó patente que ni con el mejor jugador del mundo Brasil tendría fácil conseguir el oro. Giba que salió a sacar con empate a 26 en el marcador no consiguió doblegar la potencia de Muserskhy, opuesto ruso, por lo que Rusia se llevó este set por 29-27.

A partir de ahí el partido cambió completamente. Giba salió de inició en el 4º set, pero tuvo que ser cambiado debido a que se encontraba algo mermado, ya no solo por la edad, sino porque se había quedado frío, ya que solo había disputado un punto en tres parciales del partido.

Rusia atacaba y recibía bastante mejor que inicialmente, pero Sidäo, central brasileño, imponía su saque de media 100 km/h, pero fue ahí cuando entro el saque del opuesto ruso, que llegó a alcanzar los 110km/h.

Esto hizo que Rusia ganará 25-22 el cuartó set y forzar así el tie break.

Tie break que se decantaría por el lado de Rusia, ya que Brasil se encontraba algo bajo de moral, y además sabiendo que el opuesto brasileño llevaba más de 30 puntos.

Rusia empezó fuerte y ya cogió una ventaja de 2-3 puntos al inicio del parcial que amplió según avanzaba el set Alcanzando así el 15-9 definitivo que propició que el podio olímpico quedara con Rusia como primera, Brasil segunda e Italia tercera.

 


Deja un Comentario