Raúl Granado – “Los Juegos que cambiaron mi vida”




Continuamos nuestro especial aniversario, con un periodista muy joven que en Londres 2012 tuvo la oportunidad de cubrir sus primeros Juegos Olímpicos, él es Raúl Granado. Raúl ha querido colaborar en este especial y contarnos de primera mano como se vivió Londres 2012, con tan sólo 25 años. Todo ello nos lo relata en…

…”Los Juegos que cambiaron mi vida”

RaulgranadoMe siento a escribir estos recuerdos sobre los Juegos Olímpicos de Londres 2012 y de fondo suena Muse, como no. Pero no suena el famoso “Survival”, sintonía oficial de estos Juegos. Suena “Resistance”, esa fue la sintonía de los Juegos Olímpicos en Onda Cero, elegida brillantemente por mi compañero Félix José Casillas.

Mi estancia en los Juegos no estaba prevista, a falta de veinte días para la Ceremonia Inaugural, mientras pasaba una tarde normal en la redacción de Onda Cero, me dijeron – ¿quieres ir a los Juegos? Creo que con mi cara ya sabían cuál era la respuesta. Con 25 años no se puede decir no a una experiencia de tal magnitud. Hice la maleta y el equipo de enviados especiales de Onda Cero, Félix José Casillas, Héctor Fernández y un servidor llegamos a Londres dos días antes de la Ceremonia Inaugural.

Para mi Londres siempre ha sido una ciudad especial pero desde el momento en que pisamos el Aeropuerto Internacional de Heathrow me di cuenta de que en esta ocasión era una ciudad diferente. Félix, que tenía bastante más experiencia que yo ya me había advertido de esta sensación, el “espíritu olímpico” decía el, y no se equivocó.

Mi cuartel general de operaciones en Londres estaba en la Casa de España. Era un gran hotel situado en el lujoso barrio de Chelsea. Allí se alojaba toda la delegación del Comité Olímpico Español (COE), la mayoría de los Presidentes de las distintas Federaciones y los miembros de la Casa Real que asistieron a los Juegos. Allí, en una sala instalada en la planta baja del hotel pase la gran parte del tiempo, junto a otros compañeros de los medios de comunicación.

El primer impacto fue la Ceremonia Inaugural, el ambiente en las calles ese 27 de julio era increíble. Expectación, todo Londres volcado con el mayor evento deportivo del Mundo, sabiendo que la capital inglesa sería a partir de esa noche la Capital del Mundo deportivo. A pesar de todos los rumores sobre la seguridad, la ciudad transmitía una sensación de tranquilidad importante. Las comunicaciones por carretera fueron bastante complicadas los primeros días pero el metro era la mejor solución.

Una vez iniciada la competición, los primeros días se hicieron eternos en la Casa de España esperando esa primera medalla para la delegación española. La decepción del fútbol ayudó a que los focos se centraran en los hombres de Milla y su desastre a cientos de kilómetros de Londres donde ni siquiera fueron capaces de marcar un gol en tres partidos.

Pero el primer gran día para España llegó el sexto día de competición, el 1 de agosto, Mireia Belmonte conseguía la primera medalla para España. Recuerdo esa noche en la Casa de España, de repente toda la ansiedad de los miembros del COE se transformó en la alegría de saber que ese momento tenía que llegar. A partir de ese momento el ambiente fue mucho mas distendido.

Pero quizás el mejor recuerdo de Londres 2012 sea la propia experiencia de poder vivir el ambiente olímpico desde dentro. Para una persona como yo acostumbrada al día a día en el mundo del fútbol, con todo lo que ello conlleva, fue un cambio radical. Deportistas accesibles, que nunca dicen no, que siempre tienen una sonrisa para atenderte, que aunque acaben de hacer la prueba mas importante de sus vidas dejan todo para hablar contigo. Eso solo lo he vivido allí. Es algo que tengo que agradecer siempre a todos y cada uno de los deportistas que  pude conocer en Londres.

Uno de los mejores días en Londres llegó con la prueba de triatlón. Los eventos en la calle fueron uno de los mejores aciertos de la organización de los Juegos. Ese día fue especial no solo por la medalla de plata de Javi Gómez Noya sino por el ambiente espectacular que se podía vivir allí. Miles de personas en el parque desde primera hora de la mañana para vivir una de las pruebas más disputadas. El resultado final para los ingleses no pudo ser mejor, primero y tercero para los héroes locales, los hermanos Brownlee.  Uno de los momentos más impactantes de la prueba llegó con la entrega de medallas. A orillas del lago principal de Hyde Park con miles de británicos alrededor del podium fue un momento mágico.

Siempre recordaré estos Juegos Olímpicos como una experiencia profesional y personal increíble. Algo que se puede comparar con pocas cosas en el mundo del periodismo deportivo por la magnitud del evento a nivel mundial. Esa sensación de estar en el centro del Mundo y poder vivirlo minuto a minutos es impagable.

Termino con una fecha, septiembre de 2013 en Buenos Aires. Espero que por fin la decisión final del COI sea favorable para Madrid y que en la capital de España podamos vivir el espíritu olímpico en 2020. 

Raúl Granado (@RaulGranadoOCR)

Periodista de Onda Cero


Deja un Comentario