Una Mireia de ensueño rompe todos los récords y se cuelga dos oros mundiales




Mireia Belmonte García ha escrito una nueva página en la historia de la natación mundial. La española, que parece no tener límites, ha brillado con luz propia en la primera jornada de los Mundiales de Piscina Corta de Qatar. La española volvió a dejar a todo el mundo boquiabierto con una media hora de ensueño en la que consiguió dos oros y dos récords del mundo, en dos nuevas exhibiciones de fuerza, garra y sobre todo capacidad de superación.

Foto: RFEN

Foto: RFEN

La empresa no era fácil ya que enfrente tenía a la mejor nadadora de 2014, la húngara Katinka Hosszu. Una excepcional nadadora que no pudo hacer nada ante la imparable nadadora española. Hosszu tuvo que soportar como Mireia le iba a batir en las finales de los 200 mariposa y de los 400 estilos y tuvo que ver además como Belmonte le quitaba los dos récords del mundo.

En menos de media hora, Mireia iba a conseguir esta proeza. La primera final en la que se tiró al agua fue en la de los 200 mariposa. En esta final Mireia no iba a dar tregua a sus rivales y con un estratosférico tiempo de 1:59.61 se iba a colgar el oro, con récord del Mundo incluido y con el privilegio de ser la primera nadadora que baja de los 2 minutos en esta prueba. a casi dos segundos de Mireia se iba a quedar la actual recordman, Hosszu que se iba a tener que conformar con la plata. El podio lo completo la alemana Franziska Hentke.

La segunda final, la de los 400 estilos, la historia se volvería a repetir pero esta vez con más emoción, más épica y aún más vibrante. Hosszu, enrabietada por la derrota en la anterior final iba a salir como un tiro y en ya al final del primer estilo, la mariposa, iba a colocarse en primera posición. La magiar no se fiaba de la española y aprovechó su mejor estilo, la espalda, para irse a más de 2 segundos de una Mireia Belmonte que buscaba que Hosszu no se le escapara. Pasado el ecuador de la prueba, Mireia iba a dar un giro radical a la prueba. Una magnífica braza iba a permitir a la española darle la vuelta a la tortilla y encabezar una final que remataría con el estilo libre. Una parte final en la que Belmonte voló para parar el tiempo en 4:19.86 y colgarse un nuevo oro al cuello con otro récord mundial incluido. Hosszu se tuvo que conformar con la plata y con ver como el ciclón español le pasaba por encima. Mientras que la británica Hannah Miley completaba el podio.

Una nueva exhibición de una Mireia Belmonte que nos tiene malacostumbrados con la que arranca el Mundial de Natación en Piscina Corta con las mejores noticias posibles.

 


1 Comentario

    Trackbacks/Pingbacks

    1. [...] En Doha, sin embargo, Belmonte confirmó la impresión de que todo lo que toca en la pileta corta se convierte en oro. Sus cuatro victorias son las mismas de los últimos dos europeos de diciembre, en 2011 y 2013, antes y después del punto de inflexión que supusieron los Juegos de Londres. El nivel mundial aporta un nuevo valor a la cosecha. Sin comparecer en 2012, hay que retroceder hasta la cita de Dubai en 2010 para encontrar tres oros y una plata. Ahora es una figura más consolidada, como demostró con los nuevos topes mundiales en 200m mariposa (1.59.61) y 400m estilos (4.19.86), precisamente las dos pruebas en las que Hosszu mordió el polvo. En los 400m, además, el récord se lo robó a la propia húngara . Todo eso ocurrió el miércoles, en la media hora más prodigiosa de Mireia. [...]

    Deja un Comentario a Oro por todos los caminos | Somos Olímpicos