La historia se repitió para España .




España volvió a tropezar con la misma piedra en la misma piscina, las Bernat Picornell 21 años después de la final olímpica. Y es que ni la nueva generación, ha podido superar la maldición de esa piscina ante Italia. Los transalpinos vencieron en un duro y defensivo encuentro por un escaso 4-3 que les dio el billete para las semis.

Desde el principio España fue a remolque en el encuentro, aunque nunca la diferencia ascendió a más de un gol. Fue Alex Giorgetti quien a los 3 minutos de partido batiría con un buen lanzamiento a Iñaki Aguilar para inaugurar el marcador. Poco tardo España en igualar el marcador y aprovechando la primera superioridad, Felipe Perrone asumía los galones y con un medido lanzamiento pondría el 1-1. Una buena circulación de Italia hacia que Niccolo Figari tuviera una posición de lanzamiento mediante la cual devolvería la ventaja de 1 a favor de los Italianos. En la jugada siguiente se decretó un claro penalti a favor de los intereses hispanos , y el especialista Albert Español , no fallo para poner el 2-2. En el minuto que quedaba de primer periodo el marcado ya no se movería y con este 2-2 se llegaría al segundo periodo.

En el segundo periodo continuo la máxima igualdad y el parcial de nuevo fue de empate esta vez a 1 , aquí ya se empezaron a ver muestras del escaso acierto ofensivo de ambos equipos. Los goles en este cuarto fueron obra primero del italiano Figlioli de un lanzamiento un poco escorado , que volvia a poner a Italia +1 el marcador que mas se vio a lo largo del partido. A falta de 2.56 para el final del segundo periodo Guillermo Molina anoto el 3-3 . Este fue el ultimo gol de España en el partido , y con 19 minutos por disputar esto fue una losa demasiado grande para los de Rafa Aguilar , que aun así estuvieron vivos en el partido hasta el final, fruto de una buena defensa un gran Iñaki Aguilar y de la racanería italiana.

Tras el descanso se produjo la jugada que al final seria la que decantaría el encuentro , un penalti señalado por los colegiados Georgios Stravidis y Adrian Alexandrescu fue transformado por Pietro Figlioli para poner el 4-3 que a la postre seria definitivo. En estos casi dos periodos que quedaban el partido se resume en buenas defensas , buenas paradas por parte de Stefano Tempesti y de Iñaki Aguilar , el escaso acierto ofensivo por parte de ambos equipos. España desaprovecho 5 superioridades y también se quejo amargamente de las decisiones arbitrales de los colegiados , griegos y rumano. Pero el partido finalizo con 4-3 para Italia que estará en la semifinal del Jueves ante Montenegro que derroto en un espectacular partido de waterpolo a Serbia.

La otra semifinal la disputaran Hungría que siempre pase lo que pase acaba estando en semifinales y Croacia que se salvo por los pelos ante Australia.

España continuara luchando en este mundial , ahora lo hará por el quinto puesto y el jueves a las 17:00 h se enfrentara a Serbia en un partido que reeditara la final del mundial de Roma 2009.


Deja un Comentario