Alexandre Despatie, el saltador de récord, dice adiós




Ayer por la tarde Alexandre Despatie anunciaba su retirada del mundo de los saltos. El saltador canadiense pone fin a una trayectoria llena de medallas y récords. A cuatro días de cumplir 28 años Canadá despide a su gran estrella.

Despatie deja atrás una vida de saltos, 22 años dedicándose a ello. Su primera aparición internacional fue en los Juegos de la Commonwealth en 1998 (Kuala Lumpur) donde ganaría la medalla de oro en la plataforma de 10 metros. Tenía tan sólo 13 años y esto le sirvió para entrar en el Libro Guinness de los Récords.

Alexander Despatie en su despedida

Alexandre Despatie en su despedida

En 2000 participaría en los Juegos Olímpicos de Sydney y obtendría un cuarto puesto en plataforma de 10 metros.

Tras estos eventos empezaría su etapa de mayor esplendor. Se proclamaría subcampeón del mundo en Fukuoka 2001 (plataforma 10 metros) y campeón del mundo en Barcelona 2003, también en plataforma. En España, Despatie lograría un nuevo récord al alcanzar los 107.1 puntos en el último salto.

También conseguiría las medallas de oro en los Juegos de la Commonwealth 2002 en Manchester, tanto en el trampolín de 1 y 3 metros, y de bronce en la plataforma de 10 metros.

En 2003, acompañado de la medalla mundial de Barcelona, conseguiría también en los Juegos Panamericanos (Santo Domingo) el oro en el trampolín de 3 metros, en trampolín sincronizado y el plataforma sincronizada, y un bronce en los 10 metros plataforma.

Alexandre Despatie llegaba a los Juegos Olímpicos de Atenas 2004 con una gran preparación. Allí se llevó un revés un tanto esperado. Ganó la medalla de plata en el trampolín de tres metros pero logró una cuarta posición en plataforma.

En 2005 lograría el mayor récord, aún vigente, de su carrera. En el Campeonato del Mundo de Montreal, compitiendo en casa, conseguía la medalla de oro en el trampolín de tres metros con récord de puntos incluido (813.60). También ganaba la medalla de oro en el trampolín de 1 metro con otro récord de puntos (489.69).

Estas dos medallas significaban que era el único saltador que lograba una medalla de oro mundial en las tres pruebas: trampolín de 1 y 3 metros y plataforma.

En la edición de 2006 de los Juegos de la Commonwealth (Melbourne) volvería a ganar la medalla de oro en el trampolín de 1 metro, de tres metros y trampolín sincronizado con Arturo Miranda, quien acabaría siendo su entrenador. En plataforma lograría el bronce.

Despatie volvería a competir en Melbourne, esta vez para el Campeonato del Mundo 2007. Allí sería plata en 3 metros y en trampolín sincronizado, también con Miranda. En plataforma sería octavo.

En los Juegos Panamericanos (Rio de Janeiro, 2007) cosecharía un oro en 3 metros y dos bronces, plataforma y trampolín sincronizado.

Le tocaba el turno de nuevo a unos Juegos Olímpicos, esta vez Beijing 2008. Allí Alexandre lograría la medalla de plata en el trampolín de tres metros y sería quinto en 3 metros sincronizados (trampolín).

A partir de estos Juegos, Alexandre Despatie empezaría a arrastrar problema de espalda. Más tarde también se lesionaría de un tobillo.

Ya en 2009 tendría lugar el Campeonato del Mundo en Roma; allí sería bronce en 3metros y en trampolín sincronizado.

En 2010 conseguiría tres nuevos oros, trampolín de 1 y 3 metros y trampolín sincronizado, en los Juegos de la Commonwealth (Nueva Delhi).

En 2012, preparando los Juegos de Londres, tendría un accidente en el Gran Prix celebrado en Madrid. Despatie se golpearía la cabeza contra un trampolín al realizar un salto. El sueño olímpico se veía peligrar pero después de una intervención quirúrgica el mismo saltador anunciaba que el sueño olímpico continuaba. Esto se reflejaba en la campaña que P&G, previa a los Juegos Olímpicos, dedicó a la madre y al mismo Despatie. 

El canadiense llegaba a Londres 2012, pero él mismo anunciaba que era una suerte estar allí, y que su estado de forma no era el óptimo. Así se reflejaría en la competición. Fue 11º en el trampolín de 3 metros y 6º en trampolín de tres metros sincronizado junto a Reuben Ross.

Alexandre Despatie entrenaba en Montreal junto a figuras destacadas del panorama mundial de los saltos como Jennifer Abel, o incluso, el español Javi Illana.

Después de la cita olímpica se hacía esperar que el canadiense anunciase su retirada. El anuncio ha llegado a 4 de junio. Alexandre Despatie quiso agradecer todo el apoyo a su familia y a su gran fuerza, su entrenador Arturo Miranda. Deja los saltos, porque según él, es hora de hacer algo más.


Deja un Comentario