Holanda vence sobre la campana




HOLANDA 3-2 ALEMANIA

Vibrante encuentro entre Holanda y Alemania en el segundo encuentro del grupo B que se decantó del lado oranje tras un postrero cabezazo de Leroy Fer. El mediocentro del Twente resolvió un encuentro de dominio alterno, en el que los de Pot monopolizaron el primer acto pero se dejaron sorprender por los pupilos de Rainer Adrion en la reanudación. Los holandeses controlaron sin dificultades la primera mitad y supieron materializar su superioridad por partida doble aprovechando los errores de Leno. Primero Maher y luego Wijnaldum batieron al guardameta del Bayer Leverkusen, que completó una desafortunada actuación. Fue la recompensa a una medular holandesa que brilló con luz propia a pesar de la ausencia de Clasie. Sin el menudo mediocentro del Feyenoord, Strootman y Maher asumieron las riendas del juego holandés y sometieron a un combinado germano que sufrió por los costados de la zaga y apenas se acercó al marco de Zoet durante los primeros cuarenta y cinco minutos.

El buen partido de Holtby no fue suficiente para evitar la derrota alemana

El buen partido de Holtby no fue suficiente para evitar la derrota alemana

Tras la reanudación, Alemania enmendó su horrorosa puesta inicial y recortó distancias desde los once metros. Sebastian Rudy, el único alemán que rayó a un nivel aceptable durante todo el encuentro, fue derribado por Zoet nada más comenzar el segundo periodo. El propio mediocentro del Hoffenheim se encargó de transformar la pena máxima. La entrada al terreno de juego de Volland reactivó al ataque germano y desató la mejor versión de Lewis Holtby. La brillante actuación del capitán de la mannschaft encontró la recompensa del gol, subiendo las tablas al luminoso. Holanda se desplomó físicamente y Alemania aprovechó la inercia y el liderazgo de su futbolista más talentoso para tratar de completar la remontada. Los de Adrion no solamente fueron incapaces de completar la hombrada, sino que se encontraron con un castigo injusto a su excelente reacción en el segundo acto. Leroy Fer, que había entrado en sustitución de un agotado Maher superado el minuto 80, aprovechó una indecisión en la salida de Leno y estableció el definitivo 3-2 en el marcador. Con este resultado, Holanda espera a Rusia para afianzar su buen comienzo en el certamen, mientras que Alemania deberá batir a España si quiere continuar con opciones de seguir en la competición.


Deja un Comentario