España busca consolidar su condición de invicta ante el colista




Iker Muniain, capitán de esta invicta selección sub-21

Iker Muniain, capitán de esta invicta selección sub-21

17 de noviembre de 2009, hasta esa fecha hay que remontarse para encontrar la última derrota oficial de la selección española sub-21. Más de cuatro años sin morder el polvo, con una racha de resultados que constituye una auténtica supremacía engalanada con dos cetros continentales en Dinamarca e Israel. Cambiaron los jugadores y también el seleccionador, pero el devenir de este combinado continúa guiándose por ese estrecho vínculo con la victoria que ha ido forjando una capacidad competitiva que le aleja del fracaso. Triunfos incontestables como el del pasado jueves en Zenica expresan de forma fidedigna la abrumadora superioridad que maravilla con excelentes resultados y un juego vistoso por todo el territorio europeo.

Después de solventar con un pleno de victorias los primeros cinco partidos, España llega a la ciudad albanesa de Elbasan para medirse al colista del grupo, que afronta la cita consciente de su inferioridad pero moralmente al alza después de sumar su primer triunfo en Hungría la semana pasada. El horario atípico (14:00 horas) y un campo pequeño suponen el mayor inconveniente para los pupilos de Lopetegui, que deberán enfrentarse a un conjunto generoso en el esfuerzo pero con pocos recursos técnicos con balón y lagunas tácticas para soportar noventa minutos sin él. El encuentro de la primera vuelta disputado en Logroño plasmó un abismal desequilibrio entre ambos conjuntos que se puede reeditar este mediodía.

Autor de un doblete frente a Bosnia, todo indica que una faringitis impedirá a Óliver Torres seguir dirigiendo con maestría una engrasada maquinaria que no desciende su funcionamiento por más que cambien sus piezas. Talento ávido de reivindicarse, esa es la tónica de una selección sub-21 hambrienta de gloria para destrozar a su adversario sin lugar a la especulación. Brillar desde el plano individual para enriquecer el funcionamiento colectivo, como bien lo entendió Gerard Deulofeu el pasado jueves en una de sus primeras titularidades durante el proceso clasificatorio. No afectan rotaciones, inactividad en sus clubes o mayor o menor grado de experiencia en la categoría, el conjunto dirigido por Lopetegui camina con paso firme con la victoria como sello de identidad.

España suma de tres en tres y si continúa con este mediodía continúa con su línea victoriosa encarrilaría la primera posición de un grupo que muchos ya le otorgan por la notable superioridad sobre el resto de rivales. Lopetegui puede aprovechar el duelo para ofrecer minutos a aquellos jugadores que han tenido menos oportunidades a lo largo de los cinco primeros encuentros. Lo que sí parece menos probable es la suplencia de Muniain. El navarro, capitán de este grupo, cumplirá veintisiete partidos en la categoría e iguala así el récord que comparten los ex atléticos Santi Denia y De Gea. Integrante de las generaciones que saborearon las mieles del éxito en Dinamarca e Israel, el atacante del Athletic lidera batiendo récords de participación a un combinado en busca de hacer historia. Albania es la próxima parada de un viaje que finaliza el verano de 2016 en Río de Janeiro.

@Ivolemon25


Deja un Comentario