Gran Bretaña sigue abusando en el velódromo




Las británicas de la persecución logran el oro y baten hasta tres veces el récord del mundo

El Reino Unido lleva unos años siendo amo y señor del velódromo, algo que se ratificó especialmente en Pekín, pero lo de Londres 2012 está siendo sobrenatural. De cinco medallas de oro en disputa los anfitriones ya han logrado cuatro, y otro parece estarse gestando, la de velocidad individual masculina en la que Jason Kenny ya ha batido el récord del mundo en la jornada de hoy. Por parte de los españoles, Hodei Mazquiarán ha sido eliminado en los dieciseisavos de final de la velocidad individual masculina y Eloy Teruel ha iniciado su participación en el omnium, la cual concluirá mañana, con buenos resultados y un … puesto en la general.

Velocidad individual

La tercera jornada en el velódromo comenzaba por la mañana con la velocidad individual masculina, en la que la gran ausencia era el actual campeón olímpico, sir Chris Hoy. Nuestro representante en dicha prueba era Hodei Mazquiarán que en su vuelta de calificación perdió el sillín y realizó un mal tiempo, pero la organización le permitió repetir vuelta y marcó un tiempo de 10.604, decimosexto mejor tiempo y que le enfrento en dieciseisavos al tercero, el australiano Shane Perkins. En esta ronda, el mejor tiempo fue para el anfitrión Jason Kenny con 9.713, que se clasificó directamente a las rondas finales, seguido del francés Gregory Bauge con 9.952. En dieciseisavos de final Mazquiarán fue superado por Shane Perkins y quedó eliminado, aunque cabía la posibilidad de pasar a octavos por la repesca. En esta "segunda oportunidad" tuvo que luchar contra el sudafricano Esterhuizen y el chino Zhang, y el gato al agua se lo llevo el corredor africano.

En octavos destaca el récord olímpico logrado por Jason Kenny, que logró su clasificación para los cuartos de final, que se disputarán mañana junto a Bauge, Perkins, el ciclista de Trinidad y Tobago Phillip, la gran sorpresa hasta el momento, el ruso Dmitriev y el estadounidense Watkins. Por la vía de la repesca pasaron de ronda el alemán Forstemann y el malayo Awang. Estos ocho hombre ya tienen, como mínimo, el diploma olímpico asegurado y mañana, desde las 17:34h descubriremos quienes optaran a las medallas.

Omnium masculino

En la jornada de hoy daba inicio la prueba innovadora para el velódromo de estos Juegos Olímpicos, el omnium, el 'heptaplon' de la pista. La primera prueba era la vuelta lanzada en la que nuestro representante, Eloy Teruel, no hizo una buena marca y clasificó como décimocuarto. El mejor en esta primera disciplina fue el británico Edward Clancy, seguido del neozelandés Shane Archibald y del australiano Glenn O'Shea.  La siguiente prueba, disputada ya por la tarde, a eso de las 6, fue la puntuación, la modalidad en la que mejor se desenvuelve Eloy, y lo demostró el murciano, ya que logró el tercer lugar, tan solo por detrás del alemán Kluge y el danés Hansen. En la última prueba del día, la carrera por eliminación, el español no tuvo una gran actuación y fue el segundo eliminado. La prueba la ganó el francés Coquard, seguido del italiano Viviani y el australiano O'Shea. De esta misma forma quedó la general al final de la primera jornada, con Coquard de líder, seguido del transalpino y del 'aussie'. Eloy Teruel ocupa una decimotercera plaza que mañana tratará de mejorar. La competición comenzará mañana a las 11:00h hora española con la persecución individual de 4km, seguirá a las 18:00h con el scratch de 15km y concluirá a las 19:15h con la contrarreloj de 1km y la ceremonia de las medallas. 

Persecución por equipos femenina

Después de las calificaciones de ayer, en las que las británicas Dani King, Laura Trott y Joana Rowsell lograban el récord del mundo y tan solo quedaban eliminadas las ucranianas y las chinas, hoy se disputaban las fases finales. Gran Bretaña y Canadá y Estados Unidos y Australia lucharían por el oro, mientras que Nueva Zelanda y Bielorrusia y Holanda y Alemania harían lo propio por el bronce. En la primera lucha, la del metal dorado, Gran Bretaña volvió a batir el récord mundial y lucharía por el primer cajón del podio con las estadounidenses (Sarah Hammer, Dotsie Bautch y Jennie Redd), que son una sorpresa relativa, ya que pocas quinielas contaban con las americanas en la final. Los tiempos no acompañaron a Holanda y Nueva Zelanda que, a pesar de superar a Alemania y Bielorrusia respectivamente, deberían luchar tan solo por ser quintas, puesto que lograrían las oceánicas. Finalmente, el bronce se lo llevaron las canadienses derrotando por muy poco a las australianas, y acompañaron en el podio a las británicas, oro y de nuevo batiendo el récord del mundo, y a las estadounidenses, plata.


Deja un Comentario