Cancellara, el rey de Flandes




El suizo fue claramente superior a Sagan
Cancellara ha arrasado en tierras flamencas. Foto: McSmit (CC)

Cancellara ha arrasado en tierras flamencas. Foto: McSmit (CC)

A la segunda no falló. Después del tercer puesto de la Milán-San Remo, Fabian Cancellara (Radioshack-Leopard)llegaba al segundo monumento del ciclismo de la temporada con ganas de victoria, cosa que consiguío ya que no dio ninguna opción a sus rivales y llegó en solitario a la meta del Tour de Flandes, donde levantó los brazos por segunda vez, tras su triunfo en 2010.

Antes de que despertara el corredor suizo,  una fuga, en la destacaba la presencia del polaco Kwiatkowski (Omega-Quick Step) y del alemán André Greipel (Lotto-Belisol), los más activos entre los escapados, tenia el protagonismo en la carrera.  Lotto-Belisol fue el equipo más activo y que mejor corrió tácticamente y, tras la neutralización de Greipel, mandó al ataque a otro de sus corredores, Roelandts, que finalmente acabaría siendo cabeza de carrera en solitario.

A falta de 20 km y con el belga Roelandts y el polaco Kwiatkowski delante, pero distanciados por unos segundos, apareció el salvaje ataque de Fabian Cancellara, ambos en adoquines. El primero fue en Oude Kwaremont, y solo sería capaz de seguir la rueda Peter Sagan (Cannondale). Alcanzarían al polaco Kwiatkowski, que aguantaría la rueda hasta el segundo mazazo de Cancellara, en el Patenberg, donde también cedería el eslovaco. El suizo del Radioshack se quedaba solo en cabeza a falta de 14 kilómetros, pero la exhibición ya estaba hecha y el triunfo estaba en su mano.

Por detrás, Sagan y Roelandts se batieron por el segundo puesto, cosa que logró el de Eslovenia, que se rindió ante la superioridad de Cancellara, que llegaría a la final con casi un minuto y medio de ventaja sobre los dos ciclistas que le acompañaron en el podio y con 1:40 sobre un pelotón el que estaban John Degenkolb, Silvain Chavanel, Edvald Boasson Hagen y José Antonio Flecha, el mejor español, vigésimo primer clasificado, entre otros.

No tuvo opción a luchar por el triunfo el belga Tom Bonnen, el campeon de la edición de 2012. Una caída en los primeros compases de la prueba hicieron que el ciclista que defendía el triunfo cosechado el año anterior se retirara. Tampoco el segundo clasificado hace doce meses, el italiano Pozzato realizó una gran carrera. Termino a cuatro minutos de Cancellara después de que se quedara cortado en el Koppenberg.


Deja un Comentario