Bronce histórico para las ‘guerreras olímpicas’




 

80 minutos ha costado, pero lo han logrado. Las 'guerreras olímpicas' hacen historia y consiguen una medalla de bronce más que merecida tras un partido igualadísimo contra Corea del Sur en el que tras dos prórrogas el combinado español venció 31-29 para poner la guinda a un campeonato espectacular.

Un rival más que conocido. Las españolas se toparon con las surcoreanas en el debut olímpico y perdieron por cuatro goles, pero eso ya ¿a quien le importa? Las españolas se han tomado hoy la revancha y se han llevado el mejor premio posible, una medalla olímpica, la primera de su historia.

A pesar del dulce desenlace, los primeros compases no auguraban este final feliz. Las españolas comenzaron mal haciendo gala de sus continuas pérdidas de balón que las asiáticas lograban convertir en gol. A los 19 minutos las surcoreanas contaban con una ventaja de cuatro goles en el marcador (9-5). Pero España tirando de pundonor, y guiada por una gran Verónica Cuadrado, consiguió dar la vuelta al partido (11-13) gracias a un parcial de 6-0. Finalmente las coreanas lograron empatar el encuentro y dejar la igualada (13-13).

El comienzo de la segunda parte nada tuvo que ver con el de la primera. Las españolas salieron con otro estilo. El equipo demostró su solidez defensiva y fue mejorando poco a poco el ataque hasta colocarse con una renta de cuatro goles en el marcador (15-19). Pero las surcoreanas supieron reaccionar y lograron el empate a 23 a falta de cinco minutos para la conclusión. Cinco minutos de imprecisiones. Las españolas desaprovecharon dos penaltis y las surcoreanas marcaron el suyo para poner el 24-24 definitivo. España pudo sentenciar en los último segundos cuando Begoña Fernández erró un lanzamiento que despejo la meta Ju. Prórroga.

El físico ya no respondía. Era el tiempo para la lucha, la entrega y sobre todo la pasión y esto a las españolas les sobra. El buen hacer de una gran Silvia Navarro y  el acierto desde la línea de siete metros de Nely Carla fueron la clave para que las españolas se fueran un gola arriba en el marcador de la primera parte de esta prórroga (26-27). Pero el rival, despertó en el segundo periodo y logró igualar de nuevo la contienda. Segunda prórroga.

La segunda prórroga tiene nombre propio: Mihaela Ciobanu.  La portera suplente fue capaz de parar tres penaltis claves que dieron alas a España. Eli Pinedo puso el 29-30 en el marcador para que Jessica Alonso cerrara con un nuevo tanto el partido. Con el tiempo concluido, Corea del Sur tuvo la oportunidad de reducir el marcador. Poco importaba ya, sin embargo Silvia Navarro engordó sus números con una nueva intervención. España batalló y se llevó su merecido, el bronce.

 

 


Deja un Comentario